Delfín fue campeón pese a gastar $15 millones menos que Liga de Quito

El Universo:

Si ser el equipo con el presupuesto más alto del 2019 a Liga de Quito ($20 millones) no le garantizó ganar el título nacional, ser los que menos gastaron sí les aseguró a Fuerza Amarilla y América descender a la serie B. Con menos inversión más rendidores fueron Delfín y Macará, porque con gastos de $4,5 millones cada uno fueron campeón y líder general de la fase regular, respectivamente.

La campaña 2019 dejó como lección que los grandes presupuestos de algunos clubes, pese a las brechas inmensas respecto de otras, no siempre implican la obtención de campeonatos en Ecuador. Y como ejemplos están Liga, que sucumbió en las finales ante un rival que gastó una cuarta parte de lo que desembolsaron los albos. Pero también Barcelona y Emelec, cuyas nóminas costaron tres veces más que la del Delfín.

Esa fue la experiencia que quedó de la temporada pasada cuando estos mismos equipos fueron los que más invirtieron y sucumbieron ante un Delfín que se consagró campeón de la LigaPro con menos dinero.

Delfín fue quinto en el ranking de inversiones, lote en el que coincidió con Macará, El Nacional, Universidad Católica y Aucas (los tres últimos confirman que el tema de las cifras es relativo porque gastaron lo mismo que los mantenses y ambateños y estuvieron lejos del éxito de ambos. Los militares ni siquiera llegaron a playoffs).

La institución cetácea, entre otras cosas, sacó provecho al haber tenido a Fabián Bustos como técnico desde abril del 2018, pero el argentino estuvo vinculado al plantel a partir del 2015 y conocía a la base que subió a la A en el 2016, que fue finalista del 2017 y a la que condujo al subtítulo de la Copa Ecuador 2019 y luego a su mayor éxito de la historia.

Bustos potenció a varias figuras y las hizo rendir al máximo, y la dirigencia pagó sueldos ajustados al medio y para el 2020 transfirió a la mitad del plantel titular y al DT. Pero apuesta otra vez a un presupuesto medido que tendrá el ingreso por los beneficios de jugar la Copa Libertadores.

Castigados por otros que menos gastan (Liga por Delfín, y Barcelona y Emelec eliminados en playoffs por Aucas y Macará, en ese orden), los directivos de los tres grandes dicen querer “ganar todo” en el 2020. Esteban Paz reconoce que “las chequeras no ganan títulos”.

“Queremos ser protagonistas en todo, pero sabemos que será muy difícil por los rivales”, comenta Paz, y revela que los azucenas darán prioridad a la LigaPro y a la Libertadores.

En Emelec, el reto es similar. “Tenemos la aspiración de ganarlo todo”, puntualiza el presidente Nassib Neme y anticipa que “el poderío” eléctrico se verá desde el inicio.

En Barcelona la idea es idéntica, aunque el presidente Carlos Alfaro Moreno ha recalcado que la principal meta será “ganar el campeonato financiero”. Agrega: “Barcelona buscará ser campeón en todo lo que juegue, pero con los pies sobre la tierra y sin hacer locuras”, resalta ante la permanente crisis financiera y demandas que sufre el conjunto amarillo hace décadas.

“Ganar la estrella 14” es la meta de Lucía Vallecilla, presidenta de El Nacional, el cuarto grande del país que desde el 2007 atraviesa una crisis económica. El cuadro criollo logró su último título en el 2006.

El presidente de Delfín, José Delgado, considera que el cuadro cetáceo es “un nuevo grande del Ecuador” y con ese argumento anhela repetir la hazaña del 2019. El presupuesto es menor al del 2019 ($ 500 000 menos), pero aun así buscará que eso no incida en la consecución de los objetivos.

Independiente sacudió los pronósticos a nivel internacional al ganar la Copa Sudamericana, y el gerente Santiago Morales indica que seguirán en la búsqueda de éxitos. “Estamos para conseguir cosas importantes”, destaca al tener el cuarto mayor presupuesto del 2020.

“Macará fue el mejor de 2019, pero nos quedó el sabor agridulce de no ganar el título”, resalta el titular Miller Salazar.

En Aucas, otra vez, el reto es “tratar de ganar las competencias” en las que participe, dice el gerente Andrés Báez.

Tras lo visto con Fuerza Amarilla y América, dos de los de menor inversión en el 2019, ¿se puede pronosticar que los involucrados en el 2020 en el descenso serán Técnico Universitario, Olmedo, Deportivo Cuenca, Mushuc Runa y Orense por ser los de los presupuestos más pobres?

Liga de Quito, Emelec, Barcelona son ‘favoritos’

Con base en sus altos presupuestos, y salvo alguna sorpresa, los candidatos a pelear el título del torneo ecuatoriano serán Liga de Quito, Emelec y Barcelona, afirmaron cuatro periodistas entrevistados por EL UNIVERSO. Tres coincidieron en que los ascendidos Orense y Liga de Portoviejo lucharán por evitar volver a la serie B.

“La brecha entre los presupuestos de los equipos grandes y el resto es cada vez más amplia. Si bien Barcelona tiene deudas, esta institución genera muchos recursos y eso le permite junto con Liga y Emelec ser los favoritos”, afirmó Xavier Zevallos, comentarista de la emisora quiteña La Redonda.

Según Daniel Aguilera, de la radio Huancavilca de Guayaquil, hay un top cinco desde la inversión. “El primer candidato es Liga (Q). Luego están Emelec y Barcelona, Delfín e Independiente del Valle”, detalló.

Albos, eléctricos y toreros igual son los opcionados a coronarse, según Carlos López, de radio Modelo de Manta, pero les sumó a Delfín y Macará. “Ellos irán por el título”, apuntó.

Igual criterio tuvo Patricio Freire, de radio Centro de Ambato, al ubicar a universitarios, azules y canarios como los “favoritos a ganar el campeonato” por sus grandes inversiones.

“Ellos conforman un grupo élite por sus presupuestos y le sacan una diferencia abismal al resto. Pero en el fútbol hay sorpresas y combinación de otros factores, puede haber nuevos campeones”, comentó.

Según este comunicador, hay un segundo grupo que presionará por arrimarse a los de arriba. Y en una tercera grada estarán, dijo, Orense, Liga (P), Olmedo, Deportivo Cuenca y Técnico Universitario, que lucharán por no bajar.

Zevallos también pone al equipo de El Oro y a la Capira entre los que estarán abajo. “Mi teoría es que los que ascienden siempre son opcionados a descender, pero no hay que descartar a Guayaquil City, que en los últimos años se ha salvado con las justas. En el 2018, por cambios en el reglamento, se favoreció y no bajó”, recordó.

Según López, Liga (P) estará en zona de peligro “porque ha contratado jugadores importantes, pero ya mayores de edad”. Mientras, “Orense tiene muy poco en su plantel”, dijo. Además, considera que tendrán complicaciones Olmedo, Técnico y Mushuc Runa.

Por su parte, Aguilera es el único que no cree que los ascendidos volverán a la categoría inferior. Olmedo y Cuenca estarán en esos sitios, indicó.

Todos concordaron en que Delfín se coronó campeón en el 2019 no por su inversión ($ 4,5 millones), sino por la combinación de factores como tener buenos jugadores y haber contado con la experiencia del DT Fabián Bustos, que llevaba algunos años en el equipo.