La Unión Europea está en un grave declive

La Patilla – Richard Alston

La Unión Europea muestra todos los signos de un empeoramiento del declive económico, social y político, con síntomas que van desde un crecimiento económico tibio y un desempleo crónicamente elevado hasta el malestar social y el extremismo político en aumento.

Las raíces idealistas y las buenas intenciones de la integración europea temprana tras las dos guerras mundiales han dado paso a un cuadro burocrático impregnado de doctrinas estatistas .

En el fondo, la UE es un proyecto impulsado por una élite que rechaza la primacía de la economía de mercado sobre los modelos de bienestar social, agravada por el desdén por la democracia.

Su incansable búsqueda de uniformidad de arriba hacia abajo ignora lo que alguna vez fue el principio rector de gobernanza de Europa, la subsidiariedad, que sostiene que las decisiones deben tomarse lo más cerca posible de las personas y comunidades afectadas.

El noble propósito original de salvar a Europa de sí misma se ha convertido ahora en un ejercicio de autoconservación para salvar a las élites a expensas de las masas. Sin embargo, la respuesta de la UE a la pérdida generalizada de la fe pública en, si no la oposición, a una “unión cada vez más estrecha” parece ser “una unión aún más estrecha”. Por tanto, podría decirse que la razón fundamental de Europa hoy no es la paz, sino el poder.

Sus formuladores de políticas se debaten en cuestiones políticas cruciales como la energía, las finanzas y la tecnología; prefiriendo avivar los temores de la gente prohibiendo el fracking y los alimentos modificados genéticamente.

En repetidas ocasiones ha ignorado las estrategias de crecimiento sensatas, incluso las que ha encargado, y se niega a reconocer que el experimento de la moneda única ha sido un error catastrófico y ha supuesto una enorme ventaja económica para Alemania; la nación que menos lo necesita.

La salida de Gran Bretaña de la Unión Europea fue un poderoso recordatorio para las complacientes élites del continente de que las fuerzas del sentimiento local y nacionalista no podían ser reprimidas indefinidamente. También fue una poderosa reivindicación de la predicción de De Gaulle de que el Reino Unido y la UE nunca habrían encajado bien.

El desempeño posterior al Brexit ha favorecido en gran medida a la nación recién independizada. Si bien el lanzamiento de la vacuna en el Reino Unido produjo el doble de vacunas por día que cualquier país europeo, y su economía está lista para recuperarse, la UE volvió a caer en una recesión de doble caída.

No hay euforia posterior al Brexit en Europa, sino todo lo contrario: una conciencia que comienza lentamente a que la Unión va camino de ninguna parte y que una “unión cada vez más estrecha” es simplemente una fantasía elitista.

Como ha señalado el destacado columnista y erudito australiano Henry Ergas: “El epicentro de la crisis de las instituciones democráticas está directamente en Europa”. El proyecto europeo, tan querido por las élites, con su arrogancia ilimitada y su aspiración antidemocrática de “unión cada vez más estrecha”, ha exigido que los gobiernos nacionales transfieran elementos cruciales de soberanía a las instituciones europeas, sin dejar de hablar de la democracia.

Hay un recuerdo de la exposición de Friedrich Hayek de la “presunción fatal” de que un individuo o grupo de personas podría moldear el resto del mundo.

Hasta que Europa comience a reconocer el creciente abismo entre la vieja y la nueva Europa y se tome en serio la reforma económica, seguirá experimentando un crecimiento tibio.

Pero si bien puede ser solo cuestión de tiempo antes de que el sistema colapse, probablemente tendrá que esperar una gran crisis “existencial” o la llegada de una nueva generación de realistas.


Richard Alston fue senador liberal de Victoria de 1986 a 2004, ministro de gabinete principal en el gobierno de coalición del ex primer ministro John Howard y presidente federal del Partido Liberal de 2015 a 2018. Fue Alto Comisionado de Australia en el Reino Unido desde 2005 a 2008.

Este artículo fue publicado originalmente en The Spectator Australia el 9 de septiembre de 2021. Traducción libre del inglés por lapatilla.com

Fuente: La Patilla https://www.lapatilla.com/2021/09/14/richard-alston-la-union-europea-esta-en-un-grave-declive/